Aumento de la prostitución entre las mujeres indígenas.

Publicado en por Los Derechos de las Mujeres

Para el delegado de la defensoría Maya, Juan Andrés Bravo, el hecho de poder encontrar mujeres indígenas ejerciendo la prostitución en cantinas, cafeterías, pensiones y por las calles, en muchos casos mujeres menores de edad supone una gran ofensa hacia esos pueblos. Recalca que es una actividad reciente, ya que antiguamente no se conocían casos de prostitución entre estas mujeres.Se quieren tomar una serie de acciones para impedir esta actividad y preservar así la cultura indígena tal y como se conoce hasta ahora. Las mujeres usan sus trajes, manchando la integridad y la cultura de su comunidad. Ellas únicamente buscan una salida a la pobreza, ven en ello una actividad comercial. Actualmente no existen programas que puedan orientar a estas mujeres, ayudarlas a buscar otra alternativa, a salir de esa lamentable situación, tampoco existen programas que enseñen a las mujeres indígenas a afrontar la vida con éxito, no existe voluntad política para ayudarles económicamente, ni para mejorar el sistema sanitario, ni de educación.
Sin embargo en la mayoría de los casos no se trata de una práctica ejercida voluntariamente por las mujeres indígenas, son engañadas por sus propios compañeros, que les ofrecen trabajos en Estados Unidos, les exigen a cambio altas cuotas, y finalmente las dejan en zonas donde se practica la prostitución, amenazándolas y chantajeándolas para impedir su salida.
ACAMPAN PARA DEFENDER SUS TIERRAS: 
Desde hace unas semanas las familias indígenas ava guaraní que habitaban pacíficamente en las proximidades del río Paraná, está siendo desplazadas por grupos de brasileños que pretenden convertir la zona em sojales. Estas familias han visto como poco a poco se quedaban sin sitio donde poder instalar sus chozas ni establecer sus cultivos, ante esta situación de persecución han decidido acampar ante el Instituto Paraguayo Indígena para reclamar sus tierras.
Denuncian no solo la expulsión a la que se han visto sometidos, también la forma, ya que los invasores brasileños destruyen sus casas, se apoderan de sus animales  y son acechados y acosados.
Desde el Instituto Paraguayo Indígena se indica que a la mayor brevedad posible su petición será estudiada y se tomarán las medidas oportunas. ( A la fecha no hay respuesta) 

Fuente:  resúmen del artículo publicado en la REVISTA IBEROAMERICANA DE SOSTENIBILIDAD -  "OTRO MUNDO ES POSIBLE" -Año 4. Número 37 - Julio/Agosto 2008

Etiquetado en Pueblos Originarios

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:
Comentar este post