Brasil: Región Metropolitana de Fortaleza: más de seis mil en situación de trabajo doméstico infantil.

Publicado en por Los Derechos de las Mujeres

trabajo-infantil-nic3b1a-trabajando-1.jpg

Actualmente, sólo en la Región Metropolitana de Fortaleza (RMF), estado de Ceará (nordeste brasilero), 6.050 niñas/os y adolescentes de 10 a 17 años están realizando, indebidamente, trabajo doméstico en casa de terceros. Ésta fue una de las principales constataciones del relevamiento realizado por el Ministerio Público del Trabajo (MPT) basado en números de la Encuesta Nacional de Muestreo por Domicilios (PNAD, por su sigla en portugués) de 2011, del Instituto Brasilero de Geografía y Estadística (IBGE).

El Procurador de Justicia Antônio de Oliveira Lima, responsable del relevamiento, señala que éste es un índice muy alto y recuerda que el trabajo doméstico, desde el 12 de junio de 2008, está en la lista de las peores formas de trabajo infantil, por ser considerado perjudicial para la salud y la seguridad de los/las menores de 18 años.

"Al firmar la Convención 182 sobre Prohibición de las Peores Formas de Trabajo Infantil y Acción Inmediata para su Eliminación, Brasil estuvo de acuerdo en erradicar este problema antes de 2016, pero la fecha está llegando y todavía es necesario hacer mucho para lograr la erradicación del trabajo infantil en el país”, asegura.

El número detectado en el relevamiento –6.050 niños y adolescentes de 10 a 17 años trabajando en domicilios de terceros en la RMF, refiere al 14,73% del total de niños que trabajan en esa franja etaria (41.079) en la región metropolitana– coloca a la región al tope, perdiendo sólo ante la región metropolitana de Belém (Pará - norte de Brasil), donde el trabajo doméstico infantil llega al 16,28% del trabajo infantil en general.

Las demás regiones metropolitanas de Brasil analizadas por el IBGE fueron Belo Horizonte, Curitiba, Porto Alegre, Recife, Río de Janeiro, Salvador y San Pablo.

Antônio de Oliveira critica la práctica, todavía vigente en Ceará de traer niños y adolescentes del interior para vivir y trabajar en la ciudad.

"Bajo el manto de la caridad, muchos son explotados. Una de las justificaciones es que en el interior la escuela pública no tiene buen nivel, además de otros falsos argumentos. Esto hace que el niño pierda su derecho a la infancia y tenga sus derechos violados, además de impedírsele convivir con su familia, tener su autoestima afectada y, en algunos casos, también sufrir asedio sexual y muchas veces asedio moral, como ocurre con muchos empleados domésticos”, resalta el Procurador.

Al analizar la franja etaria de los 10 a los 14 años, en la cual Antônio descubrió que la RMF estaría en el primer lugar en la cantidad de niños y adolescentes que trabajan en domicilios de terceros, pues suman 1.909, correspondiendo al 17,64% del total de niños en situación de trabajo de esa edad de la región. Al analizar datos estaduales esta cifra crece todavía más. En Ceará, la Encuesta Nacional de Muestreo por Domicilios reveló la existencia de 16.985 menores de 5 a 17 años que tienen actividad en el trabajo doméstico. En el país, estos pequeños trabajadores son 257.691.

Para revertir la situación, el Procurador de Justicia Antônio de Oliveira defiende la necesidad de que se promueva una concientización. "Es preciso trabajar primero la cuestión de la no aceptación, pues muchos creen que el trabajo doméstico no es perjudicial para niños y adolescentes, pues en casa todos lo hacen. Pero en realidad, lo que se hace en régimen de cooperación en su propio hogar es diferente. Necesitamos sensibilizar sobre esta cuestión”, explica.

Entre las formas de denunciar el trabajo infantil doméstico están el sitio web del Ministerio Público del Trabajo (http://portal.mpt.gov.br/) y el teléfono (85) 3462-3400 (para casos en Fortaleza). Además de éstas, los Consejos Tutelares también pueden recibir las denuncias que según Antônio pueden y deben realizarse a través de un agente de salud, la escuela y otras instancias que hayan constado este delito en algún lugar.

Publicado por: ADITAL Brasil - Natasha Pitts - 11/10/112 - Traducción: Daniel Barrantes.

Comentar este post