La Iglesia Romana y la pedofilia.

Publicado en por Los Derechos de las Mujeres

EL PAPA APELA A LA ORACIÓN PERMANENTE PARA LIBERAR AL SACERDOCIO DE LA PEDOFILIA.int-300122

El Papa Benedicto XVI ha instado a los católicos romanos a orar en forma permanente para limpiar a la Iglesia de los clérigos pedófilos: las diócesis, parroquias, monasterios, conventos y seminarios deberán organizar cadenas de oración diarias y permanentes para expresar penitencia y purificar el clero. Las instrucciones Vaticanas dicen que cada parroquia o institución deberá designar a una persona o grupo que cada día deberán conducir las oraciones continuas para que la Iglesia se libere a sí misma del escándalo del abuso sexual por parte de algunos sacerdotes. Alternativamente, las Iglesias de una misma diócesis podrán compartir la tarea: las oraciones podrán realizarse durante 24 horas en una parroquia y luego trasladarla a otra. Obaservadores del Vaticano afirman que no hay ningún antecedente conocido de oración global sobre un tema específico de esta naturaleza. Los católicos romanos son alrededor de 1.000 millones en todo el mundo.
La instrucción fue enviada a los obispos por el cardenal Claudio Hummes, de Brasil, titular de la Congregación Vaticana para el Clero, quien declaró a L´Osservatore Romano el diario del Vaticano, que él estaba orbrando en nombre del Papa sobre este tema: " El Papa quiere que los católicos rueguen por la gracia de Dios para las víctimas de las graves situaciones causadas por la conducta moral y sexual de una parte muy pequeña del clero". Voceros oficiales dijeron que las oraciones se sumarán al hecho de hacer frente a las acciones legales encaradas por las víctimas contra los sacerdotes pedófilos y también al código adoptado dos años atrás por el Vaticano en el sentido de asegurar que "hombres que tengan decididas tendencias homosexuales no puedan ingresar a los seminarios donde se capacita para el sacerdocio". El cardenal Hummes dijo también que el propósito era poner freno definitivo al escándalo que ha dañado la imagen de la Iglesia y forzando a distintas arquidiócesis de los EE.UU, (Los Angeles), a pagar millones de dólares en compensaciones a las víctimas. Dijo también que el escándalo era excepcionalmente serio, aunque probablemente causado por no más de un 1% de los 400.000 sacerdotes católicos que hay en el mundo.
Cuando el escándalo de la pedofilia clerical irrumpió en Boston hace cinco años, el Papa Benedicto XVI (o cardenal Ratzinger, como se lo llamaba entonces) acusó a los medios periodísticos a exagerar la crisis; pero poco despúes tomó una posición más severa y dijo que él había estado tras el discurso en 2003 del Papa Juan Pablo II en un Encuentro de la Iglesia americana en el que dijo: "El abuso que ha causado esta crisis es justamente considerado un crimen por la sociedad, y es también un terrible pecado ante los ojos de Dios. El pueblo necesita saber que no hay lugar en el sacerdocio ni en la vida religiosa para aquéllos que dañan y escandalizan a niños y jóvenes". Cuando el cardenal Ratzinger reemplazó a Juan Pablo II luego de su muerte el viernes de la Semana Santa de 2005, sorprendió a los fieles deplorando la publicidad y diciendo: "cuántas manchas hay en la Iglesia, aún entre los sacerdotes y consagrados". Un mes más tarde retiró la protección legal que el Vaticano había dado al Padre Marcial Maciel, el mejicano fundador de los Legionarios de Cristo, quién había sido acusado de abuso sexual sobre jóvenes. A Maciel también se le prohibió oficiar misas y predicar en público.
No obstante, el cardenal Bernard Law, que era arzobispo de Boston cuando el escándalo estalló, fué transferido a una función en Roma, donde permanece como figura respetada, a pesar de las acusaciones que se le formularon de no haber tenido una actuación clara y decidida en el manejo del abuso sexual en su diócesis.
LA CRISIS DE LA IGLESIA: * 660 millones de dólares es el monto pagado por la arquidiócesos de Los Angeles de la Iglesia Católica Romana, a las víctimas de abuso sexual infantil. * 2.000 millones de dólares es el monto estimado que tendría que ser pagado a lo largo de todos los Estados Unidos. * 4.392  es el número de sacerdotes demandados por abuso sexual infantil en los EE.UU durante los últimos 50 años. * 10.000 es el número de ciudadanos norteamericanos que manifiestan haber sido abusados. * 21 es el número de sacerdotes irlandeses involucrados, que murieron antes de que se hicieran demandas contra ellos. * 3.000 es el número de demandas por abuso recibidas por el Grupo Australiano Broke Rites en el año 2002.
Fuente: artículo de JOHN JAY REPORT (2004) - TIMES ARCHIVES - difundido en el timesukoline, traducido y publicado por CELIA SIMIOLI en RIMA (rima-lista@tau.org.ar)
 

Etiquetado en abuso sexual

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:
Comentar este post