La sistemática violación de los Derechos Humanos (1)

Publicado en por Los Derechos de las Mujeres

24 de Marzo de 2010 - A 34 años del Golpe de Estado, guille037PrimeraJuntaMilitar1976.jpgdonde el derecho a la vida, a la integridad personal, a no sufrir condiciones inhumanas de detención y a no padecer de un acto de negación de la justicia y/o ejecución sumaria, fueron violados de una manera sistemática por la represión en la Argentina; dando comienzo a una época terrible para todos los argentinos con TERROR, REPRESIÓN, DESAPARICIONES Y TORTURAS.

El 24 de Marzo de 1976, la Junta de los Jefes integrada por el Gral. del Ejército Jorge Rafael Videla, el Almirante Emilio Eduardo Massera de la Marina, y el Brigadier Orlando Ramón Agosti de la Aeronaútica, se hizo cargo del poder y comenzó el Proceso de Reorganización Nacional.
El caos económico, las luchas facciosas, la muerte presente cotidianamente, la acción de las organizaciones de las guerrillas, y el terror sembrado por la Triple A, (Alianza Anticomunista Argentina; organización de derecha, que de una forma "simbólica"  estaba a favor y apoyando al ejército, pero que en realidad su fin era el de tomar el poder enemigo y político luego de acabar con la subversión), crearon las condiciones para la aceptación de un golpe de estado que prometía restablecer el órden y asegurar el monopolio estatal de la fuerza. Estas fuerzas se guiaban por los hechos, los cuales les resultaban amenazantes, y se prepararon para defender su territorio. De esta manera pusieron en marcha las siguientes "operaciones de aislamiento".
a) Las realizadas por los grupos paramilitares,
que lograron aislar a las organizaciones armadas de su base social. El más importante, por la frecuencia y la envergadura de sus acciones, fué la "Triple A", que tenía asesoramiento político y participación directa en la formación militar.
b) Los secuestros, que eran la forma en la que el régimen constituía sus prisioneros. Consistía en la detención ilegal de personas buscadas, sin orden judicial, con la cooperación de la policía del lugar, y sin informar a la familia del destino del secuestrado. Las familias de los secuestrados que buscaron asesoramiento jurídico para encontrarlos, descubrieron que eso también era "peligroso", (entre 1976 y 1978 desaparecieron 107 abogados defensores).
c) El terror que se provocaba en la sociedad reforzado por la propaganda del régimen militar que culpaba a las familias por la actividad "subversiva" de los prisioneros. Otro dato es que casi un 35% de los familiares sólo hicieron la denuncia de la desaparición ante la CONADEP (creada recién en 1984), es decir, que unas 3.000 familias esperaron aproximadamente 6 años para denunciarlos.
d) Los campos de concentración, (contabilizados alrededor de 340 centros clandestinos de prisioneros en todo el país), donde se los torturaba y hasta se los asesinaba. Gracias a la liberación de unos 1.000 prisioneros, que lograron irse al exterior, fué que pudo obtenerse más información sobre lo que ocurría dentro de estos campos de concentración. Éstos, fueron principalmente "campos de trotura prolongada y sistemática", yá que el exterminio se hacía siempre fuera de ellos en los llamados "traslado de prisioneros". Se calcula que por cada detenido eran necesarias alrededor de 10 personas, lo que serían 100.000 los miembros directamente comprometidos con la fuerza y el proceso de aniquilamiento. El 1% de los desaparecidos fueron denunciados por personal subalterno de las Fuerzas Armadas o de seguridad.

CONTINUAMOS EN EL PRÓXIMO ARTÍCULO.

Etiquetado en derechos humanos

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:
Comentar este post