México: Informe revela que cada año 20 mil niñas y niños son explotados sexualmente.

Publicado en por Los Derechos de las Mujeres

Más de 20 mil niñas y niños mexicanos son víctimas, anualmente, de explotación sexual originada en el tráfico de personas. Los adultos tampoco están inmunes: sólo en el Distrito Federal, cerca de 10 mil mujeres son explotadas sexualmente. Los datos constan en el "Informe del Observatorio contra el Tráfico de Personas con fines de Explotación Sexual en el Distrito Federal”, presentado ayer (25), en México.

 

De acuerdo con el informe, el turismo sexual infantil mexicano está creciendo en ciudades turísticas como Acapulco y Cancún y en ciudades fronterizas como Tijuana y Ciudad Juárez. Los lugares con mayor índice de este delito son Distrito Federal, Baja California, Chiapas, Guerrero, Oaxaca, Chihuahua, Tlaxcala y Quintana Roo.

Por esta situación le cabe a México la catalogación de fuente, tránsito y destino para el tráfico de personas con miras a la explotación sexual comercial y el trabajo forzado, reveló el presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF), Luis González Placencia, citando a la Oficina de las Naciones Unidas para el Control de Drogas y Prevención del Delito y el Informe de Tráfico de Personas del Departamento de Estado de los Estados Unidos.

González afirmó que los grupos más vulnerables al tráfico de personas son mujeres, niños, indígenas e inmigrantes ilegales. Agregó además que los inmigrantes provienen principalmente de Guatemala, Honduras y El Salvador –entre 2005 y 2008 se detectaron 300 casos de tráfico de personas, victimando a 22 inmigrantes.

En la otra punta del ciclo de la explotación, están los principales "clientes” del turismo sexual, oriundos de Estados Unidos, Canadá y Europa Occidental.

"La trata de personas constituye el segundo delito más importante desde la perspectiva del crimen organizado, de ahí que sea de la mayor relevancia que se ponga atención a este fenómeno para que sea abatido”, se declaró en el informe.

González Placencia afirmó que, según el Diagnóstico Herramienta de Evaluación de Tráfico de Seres Humanos, realizado en México, existen 47 bandas en el país dedicadas al tráfico de personas para la explotación sexual y del trabajo.

Entre los factores que impiden el combate del delito, el presidente citó la falta de datos oficiales y confiables, que dejen entrever la amplitud del problema, y la no garantía de acceso a la justicia y políticas públicas de atención a las víctimas. Sobre esto, resaltó la necesidad de analizar, por medio de un trabajo de campo, a todos los actores del sistema: víctimas, explotadores y clientes.

El investigador del Observatorio, Oscar Montiel Torres, explicó que la dificultad para erradicar este sistema consiste en la capacidad de adaptación y camuflaje de los involucrados. También hizo críticas al Programa Nacional para Prevenir y Sancionar el Tráfico de Personas, argumentando que la política no cuenta con un enfoque integral del fenómeno, ni con una perspectiva de género antidiscriminatoria. En la opinión del investigador, es necesario tener en cuentas los instrumentos del derecho internacional que caracterizan el tráfico de personas como conducta delictiva pasible de castigo.

 

 

Impunidad

A pesar del número de casos de tráfico de personas, en 2010 sólo 40 fueron investigados por la Procuraduría del Distrito Federal, y de éstos, el Tribunal Superior de Justicia del Distrito Federal dictó solamente tres sentencias condenatorias por el delito.

Fueron presentadas seis investigaciones previas por el delito de Explotación Sexual Comercial Infantil (ESCI) y cuatro personas fueron condenadas.

 

Fuente: ADITAL - CAMILA QUEIROZ - 26/05/11 - Traducción: Daniel Barrantes – barrantes.daniel@gmail.com

Etiquetado en abuso sexual infantil

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:
Comentar este post