Nicaragua: Ni leyes, ni campañas detienen el femicidio.

Publicado en por Los Derechos de las Mujeres

   

En el primer trimestre de este año fueron asesinadas 26 mujeres en Nicaragua, entre ellas dos niñas y una adolescente, según el monitoreo de prensa y medios electrónicos que registra el Observatorio de la organización civil Católicas por el Derecho a Decidir (CDD).
 

El feminicidio en esta nación centroamericana va en ascenso a pesar de que existen una Ley Integral contra la Violencia hacia las Mujeres, un supuesto compromiso de las autoridades para castigar los crímenes, y una serie de campañas de concientización emprendidas por grupos ciudadanos.
En el primer trimestre de 2011 el saldo de mujeres asesinadas llegó a 17, por lo que el aumento de este año es evidente, especialmente en el interior del país, indica el análisis de CDD.
 

La mayoría de las víctimas fueron ultimadas por sus ex parejas o personas conocidas, por lo que las organizaciones de mujeres exigen el castigo máximo para los asesinos ya identificados plenamente.
Managua, la capital del país, sigue ocupando el primer lugar de violencia contra las mujeres. En este primer trimestre se reportaron 10 mujeres asesinadas, ocho en las regiones autónomas del Atlántico Norte y Sur, y con dos cada uno de los departamentos de León y Matagalpa, detalla CDD en su informe.
 

"El feminicidio muestra el real contexto de violencia y discriminación hacia las mujeres; se convierte en uno de los principales problemas sociales que tenemos que enfrentar, pues es evidente que las construcciones sociales de nuestra sociedad toleran la violencia basada en la discriminación de género. Ni una muerte más", demanda la organización civil.
En tanto, en un comunicado, la Red de Mujeres contra la Violencia recordó el caso de la joven Yaritza del Carmen Aguirre, de 17 años y originaria de Palacaguina, departamento de Madriz, al norte del país.
 

Desde el 29 de junio de 2009 ella fue agredida por su acosador sexual Francisco Javier Falcón Melgara, un agricultor de 30 años que le disparó con arma de fuego y la dejó cuadrapléjica durante dos años hasta que falleció el pasado 31 de marzo.
La Red de Mujeres indicó que el caso fue manejado de manera inapropiada por la Fiscalía y las autoridades judiciales, a tal punto que el feminicida, en un inicio, fue condenado a tres años y tres meses de cárcel, luego en apelación le dieron sólo seis meses. Al final fue liberado en diciembre de 2010 por su "buen comportamiento".

 

Artículo publicado por: CIMAC - Nelson Rodriguez - abril 2012 -

   

 

Etiquetado en femicidios

Comentar este post