San Salvador: Mujeres policías controlan el tráfico en grandes ciudades.

Publicado en por Los Derechos de las Mujeres

En la Subdirección de Tránsito Terrestre de la PNC la política de género se volvió notoria con la incorporación de los equipos motorizados femeninos, para el control del tráfico vehicular.Historia-motorizadas8.jpg

 

Cerca de 300 mujeres forman parte de la Policía de Tránsito, asignadas principalmente en el área metropolitana de San Salvador, Santa Ana y San Miguel.

 

Recientemente, la institución recibió 200 motocicletas para el patrullaje en carreteras, de las cuales el 60% será conducido por agentes femeninas.

 

“Para eso se le ha dado más prioridad a los cursos de moto a la mujer policía. Es un orgullo que como mujeres se esté dando más oportunidades y, principalmente, en áreas y en trabajos que han sido casi siempre para hombres”, dijo Guadalupe Quintana, inspectora jefe de Tránsito.

 

Además de recibir la capacitación normal dentro la Academia Nacional de Seguridad Pública (ANSP), las agentes son capacitadas en conducción a la defensiva en bicicleta, automóviles y motocicletas, así como la normativa de tránsito, nomenclatura, partes de la motocicleta y vehículos.

 

“Empezamos con el manejo a la defensiva, manejo táctico, manejo ofensivo cuando es necesario y a la hora de intervenir cualquier tipo de situación anómala que se presente”, aseguró el cabo Zelaya Aparicio, instructor de Tránsito.

 

La función de las agentes se desarrolla tanto en carreteras como en calles de la zona urbanas. “Ellas están rompiendo paradigmas, porque casi siempre se quiere hacer ver que la mujer no puede”, manifestó Quintana.

 Retos

Arely Osorio se incorporó a la Policía hace casi dos años y ya forma parte del equipo de las agentes motorizadas.

 

A diario, tiene que bregar con congestionamientos y automovilistas que irrespetan la Ley de tránsito, por lo que no duda en imponer esquelas a los infractores.

 

“El poner la vía no es que tenga derecho a meterse al otro carril, bien claro lo dice el reglamento, pone la vía y depende de la cortesía de cada conductor que si le da chance de meterse; pero en congestionamiento es bien difícil porque todos quieren llegar a su lugar”, expresó Osorio.

 

En esta labor, nunca faltan los automovilistas que se oponen a ser multados.

“Si se le pone la infracción y no está de acuerdo tiene cinco días hábiles para poner un recurso de inconformidad. Eso se les hace saber”, dijo.

 

Controlar una motocicleta policial requiere de mucho esfuerzo físico, pero cada día se esfuerzan por demostrar sus capacidades de maniobra.

 

“Me siento feliz de pertenecer a este grupo. Es difícil al principio, pero con la práctica ya se siente mejor”, dijo Carmen Elizabeth Quintero, quien se unió a la Policía hace año y medio.

 Bajan corrupción

Ser madres de familia es un componente importante para el desempeño profesional de las agentes de tránsito.

 

La inspectora jefe, Guadalupe Quintana, destacó que los valores familiares y morales de las agentes contribuye a la disminución de casos de corrupción al interior de la Policía de Tránsito.

 

“Una mujer tiene más valores porque sabe que va a ir a la cárcel, el que anda en esas cosas (corrupción) va a la cárcel o va muerto”, expresó Quintana.

 

Destacó que otros logros tienen que ver con la recuperación de armas, autos robados y la captura de delincuentes en flagrancia.

 300 agentes motorizadas activas forman parte de Tránsito Terrestre de la PNC.

 60% del equipo motorizado será manejado por mujeres, proyecta Tránsito Terrestre.

 

Fuente: ElMundo.com.sv - SUSANA PEÑATE - (Diario El Mundo) - 17/08/11 -

Etiquetado en Género

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:
Comentar este post