El 5% de los pacientes con VIH tiene más de 60 años.

Publicado en por Los Derechos de las Mujeres

Del total de los casos diagnostiados en la ciudad de Rosario, al menos un 5% tienen más de 60 años. La cifra no es menor si se tiene en cuenta que por cada paciente al que se le detecta el virus, hay cuatro que no lo saben.-847CB665-A9C3-4028-98CA-CD26D7D1A519-_parejadeancianos-194.jpg

 

La irrupción masiva del Viagra (sidenafil) en la última década aparece como la principal responsable del cambio de la conducta sexual en esta etapa de la vida. Antes, a los 60 años, un varón difícilmente podía tener actividad genital. La "pastillita azul" lo cambió todo, y hoy no es extraño que los señores cambien con frecuencia de pareja o que utilicen los servicios de las trabajadoras sexuales.

La especialista en urología y andrología Malen Piojan Molinas reconoció que, desde que existe esta medicación, los varones tienen la posibilidad de mantener una vida íntima activa por mucho más tiempo. "Hay pacientes de 50 años (y menos también), pero también los hay de 70 y 80 años y que concumen sildenafil". El problema es que esta "revolución sexual" trajo aparejada nuevos desafíos para la medicina preventiva, como por ejemplo , la problemática del contagio del sida. En esta población "no hay demasiada conciencia del uso del preservativo", reconocen los especialistas. Para muchas personas de la terecera edad, las relaciones sexuales volvieron a ser parte importante de sus vidas, pero el uso del preservativo es visto, equivocadamente, como un obstáculo del placer. Es necesario comprender que la edad no confiere inmunidad, ya que toda persona que tenga relaciones sexuales no seguras, tiene riesgo de adquirir el VIH u otra enfermedad de transmisión sexual.

Las disfunciones eréctiles se presentan en general a partir de los 50 años, cuando comienza el declive de las hormonas sexuales (andropausia) "La droga sidenafil (Viagra) se indica cuando existe disfunción sexual, esto es, cuando hay dificultades para lograr la erección y mantenerla" señaló la especialista Molinas. La médica insistió también en la importancia de que el sildenafil y otras dos drogas más nuevas (el vardenafilo y taldanafilo) sean recetadas por un profesional. "Hay que ser cauteloso en la indicación, porque cuanto más añoso es el paciente se van sumando patologías y medicamentos y se incrementan los efectos indeseables".

Trascendió según cálculos de la Sociedad Argentina de Sexología Humana, que la Argentina vive un auge en el consumo de píldoras para la disfunción eréctil. Las ventas se dispararon a razón de 45 pastillas por minuto.

Fuente consultada: artículo publicado por FLORENCIA O´KEEFFE - La ciudad- Diario La Capital - 18/07/10

Etiquetado en Adultos Mayores

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:
Comentar este post
N

Entonces podemos decir que el Sida es una enfermedad antigua? y que la gente joven esta muy concienciada y pone medios


Responder
L


El sida es un enfermedad antigua como la humanidad. Quizá se la conocía con otros nombres. El % publicado es mínimo, pero afecta a los que no están informados, ni son responsables. Gracias por el
comentario y por visitar mi Blog. Susana Giosa